Prestaciones de la Seguridad Social

Como ya sabrás la Seguridad Social, es un sistema público formado una serie de leyes y organismos que se encarga de garantizar la vida de los ciudadanos. Para ello, ofrece algunas prestaciones con características diferentes que permiten cubrir diferentes situaciones que suponen un perjuicio económico para las personas. Algunas prestaciones como el paro o las pensiones son muy conocidas, sin embargo hay otras que no lo son tanto. Por eso, aquí queremos conozcas todas las prestaciones que ofrece la Seguridad Social en nuestro país.

¿Cuáles son las prestaciones de la Seguridad Social?

Son muchas y variadas las diferentes coberturas que ofrece nuestro sistema social. Entre las principales prestaciones de la Seguridad Social encontramos:

  • Asistencia sanitaria: se cubren todos los gastos médicos y farmacéuticos para conservar la salud de las personas.
  • Seguro escolar: protege a todos los estudiantes menores de 28 años de estudios oficiales desde 3º de ESO hasta el final del tercer ciclo universitario.
  • Jubilación: cuando las personas terminan su vida laboral reciben una prestación en función de la cotización realizada con su trabajo.
  • Paro: los empleados reciben una prestación a través del SEPE en caso de extinción de su contrato laboral.
  • Prestación por cese de actividad: es el conocido como paro de los autónomos. Se otorga a los trabajadores por cuenta propia que dejan su actividad.
  • Fallecimiento: esta prestación cubre los perjuicios económicos que se producen por el fallecimiento de un familiar.
    • Pensión de viudedad: dirigida al cónyuge de la persona fallecida.
    • Pensión de orfandad: la reciben los hijos de la persona fallecida.
    • En favor de familiares: en este caso son los hermanos o nietos a los que se da esta prestación.
  • Incapacidad temporal: los trabajadores reciben una prestación cuando están enfermos para suplir la pérdida de ingresos que les provoca no estar trabajando.


  • Lesiones permanentes no invalidables: se produce cuando los trabajadores reciben una prestación por un accidente de trabajo admitido pero que no limita la realización del puesto de trabajo.
  • Incapacidad permanente: se produce cuando un trabajador no puede cumplir con su trabajo por pérdidas funcionales graves definitivas. Existen diferentes grados:
    • Parcial: disminución del desempeño del trabajo de más del 33%.
    • Total: el trabajador no puede realizar su trabajo, pero sí puede dedicarse a otros puestos de trabajo.
    • Absoluta: la persona no puede realizar ningún tipo de profesión.
    • Gran invalidez: además de no poder realizar ninguna profesión, necesita a una persona que le ayude en su vida diaria.
  • Maternidad y paternidad: prestación para madres y padres que acaban de tener un hijo. Además, las mujeres pueden acceder a otras prestaciones como:
    • Riesgo de embarazo: cuando la madre suspenda su trabajo durante el embarazo.
    • Riesgo por lactancia natural: para cubrir la pérdida de ingresos durante la lactancia de su hijo.

Aquí puedes encontrar las principales prestaciones que ofrece la Seguridad Social. Algunas podrás disfrutarlas sin realizar trámites, mientras que otras tendrás que solicitarlas para poder acceder a ellas. Infórmate de cuáles son tus condiciones y a cuáles puedes optar.