Cómo funcionan las criptomonedas

El mundo digital ha traído infinidad de cambios muy importantes en el mundo actual. Algunas han transformado completamente nuestra forma de vivir, y otros aún lo están haciendo poco a poco sin que nos demos cuenta. Uno de ellos es el mundo de las criptomonedas, un modelo de dinero virtual que se ha presentado como la gran alternativa al sistema financiero mundial existente. Por la importancia que tiene, es imprescindible que conozcas qué son las criptomonedas y cómo funcionan.

Definición de criptomonedas

Las criptomonedas o criptodivisas son monedas virtuales que utilizan un cifrado digital para sus operaciones, y con las que se pueden realizar transacciones económicas sin necesidad de intermediarios. Estas monedas digitales utilizan la criptografía para crear economías más seguras, con una mayor privacidad y que no responden al control de ningún país o institución, ya que se encuentran totalmente descentralizadas.

Estas monedas virtuales empiezan a surgir en el año 2009 con la aparición del Bitcoin, como método alternativo al sistema financiero mundial. Hasta ahora, han aparecido multitud de tipos de criptomonedas y que han creado un nuevo mercado de criptodivisas en el que cada vez más gente invierte y utiliza para sus gestiones económicas.

La mayor diferencia que posee estas monedas electrónicas frente al dinero convencional es que este solo está en la web y solo lo podemos tener en forma digital. Existen algunas ventajas e inconvenientes de las criptomonedas frente al dinero tradicional tal y como lo conocemos. Algunos de estos beneficios ya han hecho que mucha gente esté empezando a utilizar estas criptodivisas para intercambiar bienes y servicios.

¿Para qué sirven las monedas virtuales?

Las criptomonedas son un tipo de moneda digital, por lo que tienen el mismo uso que cualquier tipo de moneda física, pero con la diferencia de que no lo podemos tocar. Con las monedas virtuales se pueden realizar pagos entre personas y, además, ya son varias las empresas que admiten este tipo de moneda, aunque es verdad que todavía no está muy extendido. Algunas empresas como Destinia, Dell o Microsoft ya permiten que se hagan compras a través de sus páginas web con bitcoins, la moneda digital más extendida en el mundo.

Pero no solo es posible pagar con criptodivisas en páginas web, ya empiezan a surgir algunos establecimientos y tiendas físicas que te permiten pagan tus compras con este tipo de monedas. Esto aún es difícil de ver, pero quién sabe si en un futuro próximo pagaremos nuestras compras en los comercios con monedas digitales. Cabe destacar, que para poder realizar pagos con cualquier tipo de criptodivisas es necesario tener una cuenta que las contenga. Al igual que tenemos tarjetas de débito con euros, libras o dólares, también es posible tener tarjetas con Bitcoins.


Tal y como ocurre en el mercado de divisas, son muchas las personas que utilizan las criptodivisas para realizar inversiones que les produzcan beneficios en un futuro. El bitcoin por ejemplo ha experimentado unas fuertes subidas en muy poco tiempo, aumentando su valor de forma exponencial. Son varios los tipos de criptomonedas que existen y la gente ya especula con su valor, tal y como hacen muchas personas con la bolsa de valores para ganar dinero.

¿Cómo funcionan las criptomonedas?

Como su propio nombre indica, la criptomonedas utilizan técnicas criptográficas para salvaguardar la seguridad de la moneda, consiguiendo así que la moneda no pueda ser falsificada de ningún modo. Cada persona posee sus claves criptográficas que son necesarias para realizar cualquier tipo de operación.

Estas monedas monedas se gestionan a través de una base de datos llamada blockchain o cadena de bloques, en la que se registran de forma permanente todas las operaciones realizadas por cualquier usuario de estas monedas virtuales. Además, para mejorar la seguridad es necesario que la comunidad de la moneda apruebe cada operación, de forma que no se pueden duplicar las transacciones, ya que si se ha aceptado una operación, no se podrá aceptar otra igual. También es necesario, contar con un monedero electrónico que te permita almacenar tus monedas digitales.

Para entenderlo, podemos explicarlo de una forma más sencilla. Una persona posee 3 bitcoins, que es la moneda más conocida y utilizada, que solo le pertenecen a él y que poseen unas claves que le permiten realizar sus operaciones. Todas las operaciones que realice, que puede pagar productos y servicios, o realizar transferencias, se quedan registradas en la base de datos, pero se respeta la privacidad, ya que nadie puede saber cuál es el nombre de la persona que hay detrás de esos bitcoins. Es por esto, que es muy importante no perder las claves que nos permiten gestionar las monedas virtuales, ya que es probable que nos quedemos sin el dinero.

Son muchas las formas que existen de conseguir bitcoins, algunas impensables para la gente que no conoce el mundo de las criptodivisas. Por ello, te recomendamos que conozcas cómo ganar bitcoins y criptomonedas para tu monedero electrónico.

Las criptomonedas en el e-commerce