Juanma Caurin
Impuesto de las hipotecas

Los gastos de formalización han sido uno de los puntos más conflictivos que han surgido en la concesión de las hipotecas durante los últimos años. Son muchas las sentencias que se han dictado acerca de este tema y, en ocasiones, muy diferentes y contradictorias.

La justicia determinó que era una cláusula abusiva que los clientes hicieran frente a todos los gastos de formalización de la hipoteca. Esto provocó una gran reacción entre las personas afectadas que reclamaron la devolución de los importes que no debían haber pagado. Sin embargo, el Impuesto de Actos Jurídicos se quedaba fuera de estos gastos, por lo que, en la mayoría de ocasiones, seguía pagándolo el cliente.

Ahora la justicia ha cambiado su criterio varias veces en poco tiempo. Por ello, vamos a esclarecer quién debe hacer frente al impuesto de las hipotecas: ¿los bancos o las personas? Te avisamos de que los hechos pueden ser un poco liosos.

Impuesto de actos jurídicos: ¿lo pagan los clientes o los bancos?

Con la sentencia del 16 de octubre de 2018, el Tribunal Supremo confirmaba que el Impuesto de Actos Jurídicos en la formalización de las hipotecas debe ser pagado por los bancos, ya que es el principal interesado en la concesión del préstamo hipotecario.




Con esta resolución judicial el Tribunal Supremo se corregía a sí mismo y cambiaba de postura en relación a este tema. Esto modificaba la jurisprudencia que había hasta ahora, cuando dijo en una sentencia anterior que era el cliente el que tenía que hacer frente a estos importes. Esta interpretación de la Ley de Impuestos de Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados muestra la nueva doctrina que aplicaría a partir de ahora el Tribunal, cerrando así las diferencias que existían dentro de esta organización.

Sin embargo, al día siguiente, el Presidente de la Sala de lo Contencioso del Tribunal Supremo, paralizó está sentencia por la repercusión social y económica que podía tener esta decisión. De esta forma, se dejaba en el aire esta sentencia hasta que se reuniera el pleno del Tribunal Supremo, formado por 31 jueces, que tomaría la decisión el 5 de noviembre.

Debemos tener en cuenta que los impuestos de una hipoteca conforman el 75%-80% de los gastos de formalización del préstamo, y pueden estar cerca de los 3.000€ para una hipoteca media. Son muchos los afectados por esta sentencia, por lo que si se hubiera confirmado, hubiera supuesto para la banca la devolución de miles de millones de euros. En caso, de que se confirmara que los impuestos corrieran a cuenta de los bancos también habría que determinar hasta donde llegaba la retroactividad del asunto. Algo que podía multiplicar de forma exponencial las cantidades que deberían devolver las entidades financieras.

El 5 de noviembre se reunía el Pleno del Tribunal Supremo para tomar la decisión al respecto. Sin embargo, no fue hasta el día siguiente, llegada la noche, tras dos jornadas intensas de debate, cuando finalmente, el Tribunal decidió que eran los clientes, los que debían hacer frente a los impuestos de la hipoteca.

Así los clientes de las hipotecas pierden una larga batalla en la que se han podido ver grandes cambios de criterio por parte de la justicia, dando la razón a las dos partes en diferentes ocasiones. Todo esto también deja en entredicho la credibilidad de este Tribunal que se vuelve a poner del lado de los bancos una vez más. Ahora queda ver si los otros gastos de formalización como los gastos de notario, gestoría o tasación, que ya se estaban devolviendo a los clientes, también tienen corren a cuenta de estos prestatarios.

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No