Ivan García
Ventajas de invertir en bolsa

A la hora de invertir nuestro dinero buscamos productos financieros que permitan que nuestros ahorros crezcan, asumiendo siempre el menor riesgo posible. Una buena opción puede ser la bolsa de valores, en donde la rentabilidad suele ser superior a lo que ofrecen las entidades bancarias, como con el plazo fijo.

Hay varios motivos por lo que invertir en bolsa. A continuación te detallamos cuáles son:

  • Ganar dinero: aunque se trate de una obviedad, todo el mundo que invierte en acciones de cualquier empresa lo hace con intención de conseguir beneficio e incrementar el capital.
  • Obtención de beneficios: esto es posible gracias a los dividendos que ofrecen las empresas participantes en el mercado de valores.
  • Protección: la bolsa ofrece una gran diversificación, lo que contribuirá a proteger las inversiones. No habrá necesidad de invertirlo todo en una misma compañía.
  • Superar la inflación: los ahorradores pueden comprobar a diario lo poco que vale el dinero que depositan en las entidades bancaria. Muchos recurren a la bolsa para conseguir una rentabilidad superior a la inflación.

En cualquier caso, antes de nada hay que valorar las ventajas e inconvenientes de invertir en bolsa.

Beneficios de invertir en bolsa

Hay varios aspectos que pueden empujarte a invertir en bolsa:

  • Pocos gastos: en contra de lo que sucede con otras inversiones, los gastos de invertir en bolsa son muy pequeños, lo que permite que cualquier persona sin necesidad de contar con mucho capital pueda invertir sus ahorros en este mercado.


  • Seguridad: el dinero invertido estará bien protegido gracias a que permite diversificar el capital.
  • Disponibilidad: de una manera rápida y sencilla el inversor podrá disponer de su dinero, sobre todo cuando precise de liquidez. Al tratarse de un mercado volátil, que de manera continua sube y baja, lo aconsejable no es meter el dinero que se vaya a precisar en un periodo de tiempo muy corto.
  • Rentabilidad: con el tiempo resultará más sencillo que aumenten tus ahorros. Es posible que a corto plazo, debido a las continuas oscilaciones del mercado el valor de tu cartera se vea disminuido. Además, según la compañía en la que inviertas será posible obtener una renta en forma de dividendos o conseguir algunos incentivos como descuentos.
  • Facilidad: resulta muy sencillo adquirir acciones con cualquier empresa que queramos gracias a Internet. Los menos entendidos pueden confiar en un intermediario que esté al corriente sobre las compañías más rentables.

Riesgos de invertir en bolsa

No todo son ventajas, así que también debes valorar los posibles inconvenientes de invertir en bolsa. Si tienes en cuenta estos aspectos podrás invertir sin temores y sin llevarte sorpresa en el futuro.

  • Complicado predecir la rentabilidad: aunque las acciones vayan aumentando su valor todos los años, nadie puede garantizarte que esto siempre sea así. Un mal año en los beneficios de la compañía podrían provocar la reducción del valor de la acción.
  • Dependencia de factores ajenos: hay varios aspectos ajenos a la bolsa que pueden afectar al valor de las acciones, sobre todo a corto plazo. Entre estos factores están los conflictos entre países, la política o el clima.
  • Posibilidad de perderlo todo: aunque no resulte lo más frecuente, puede darse el caso de que una compañía en la que hemos invertido quiebre. Eso haría que perdiésemos toda la inversión.
  • Mala elección: lo recomendable es apostar por la diversificación financiera. De lo contrario puede ocurrir que una mala decisión a la hora de realizar la inversión nos lleve a reducir el capital de manera considerable.
  • Inversión a largo plazo: hay que tener paciencia. No es posible esperar un retorno de beneficio en un plazo concreto. Durante el tiempo que dure la inversión no tendremos a nuestro alcance el dinero.
  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No