Aprender a invertir en bolsa

A la hora de invertir en Bolsa todo principiante está condenado a cometer bastantes errores. El más común suele ser lanzarse a invertir siguiendo los consejos de algún conocido o simplemente dejándose llevar por las referencias que le llegan por parte de los medios de comunicación. También suele invertirse porque lo hacen los demás y ocurre que cuando un activo lleva tiempo subiendo y hace ganar dinero al inversor los demás también nos dejamos llevar por esa estela. Por ello, queremos que aprendas las nociones básica para invertir en Bolsa de forma correcta.

¿Es fácil aprender a invertir en bolsa?

Cualquier momento es bueno para invertir en bolsa a largo plazo, pero antes hay que tener claras una serie de aspectos. Sin dejarse arrastrar por los comentarios ajenos, sí que sería conveniente tener las ideas claras y sí dejarse asesorar por expertos.

¿Qué hacer para aprender a invertir?

Antes de nada hay que tener claras cuáles son las necesidades y objetivos financieros del inversor. Hay que responder una serie de preguntas como:

  • ¿Cuál es el periodo de inversión? Con bastante frecuencia suelen invertirse ahorros que necesitaremos a corto plazo, cuando en la bolsa hay que tener mucha paciencia. El plazo de inversión suele rondar entre los 5 o 10 años.
  • ¿Cuál es el objetivo financiero? Algunos buscan ampliar sus ahorros y prefieren ser cautos en la inversión, pero también puede darse el caso de que se pretenda acumular capital asumiendo riesgos.

Al conocer los objetivos básicos la persona en cuestión podrá establecer los objetivos financieros, pero también calcular el periodo de inversión.


Antes de invertir en bolsa el principiante debe aclarar cuál es su perfil, para de esta manera decidir la distribución de activos en función de su cartera. En el caso de que tenga paciencia y asuma una inversión a largo plazo podrá correr más riesgos y su cartera podrá tener más peso de renta variable. Hay que definir la tolerancia al riesgo, sabiendo que la cartera que se construya debe permitirle descansar con normalidad por las noches.

Una vez que tenga decidido si invierte en una acción o en unas pocas acciones el novato en bolsa debe valorar si dispone de los suficientes conocimientos para tener una actitud activa en la inversión. Aunque la gestión activa se reserva para los expertos, los principiantes lo tienen muy sencillo para invertir en bolsa. Pueden hacerlo indexándose con fondos de inversión indexados cotizados o ETFs. A través de estos fondos estarás siguiendo la cotización de un índice determinado, como si la inversión se hiciera en todas las empresas por ejemplo del Ibex 35.

¿Cómo crear una cartera de inversión?

Cuando ya tengas una idea clara de la cartera que vas a construir, el siguiente paso será buscar cómo crearla y seguirla.

Aunque suene muy atractivo para cualquier ahorrador invertir en bolsa, lo más importante es que te asegures de que vas a disponer del suficiente tiempo y la disciplina necesaria para dedicarle a tus acciones. Para ir empezando posiblemente te interese disminuir los riesgos y para ello lo más conveniente sería diversificar al máximo la inversión, ya que no es igual invertirlo todo en una sola acción que en un grupo de acciones; en un solo país o en todo el mundo, o en un sector o en muchos. Si compruebas que en un sitio o en un sector los resultados no acompañan, es posible que en otro las cosas sí que funcionen con normalidad. De ahí que sea conveniente distribuir tu inversión.

Otros aspectos que no puedes pasar por alto y que pueden resultar decisivos para invertir son los horarios de los mercados, así como de disponer de un buen broker o intermediario en el que podamos confiar. Si no conoces ninguno siempre puedes hablar con tu entidad bancaria.

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No