Jose Banda

microsoftPor lo general, cuando una persona compra algún producto piensa que puede disponer de él a su antojo. Esto es perfectamente legal y justo, sin embargo, ciertas compañías están tratando de impedir que esto sea así.

El caso emblemático en este sentido es el del software. Cuando se compra algún software informático, no se está comprando realmente el producto, sino se está comprando una licencia para poder utilizarlo. Esta es la razón por la cual podemos disponer libremente de este producto en todos los ordenadores que deseemos.




Una situación similar ocurrió cuando Sony intentó prohibir que se le añadan a sus Playstation los modchips. Según ellos, esto era ilegal. Sin embargo, recordemos que ChipSpain le ganó el juicio a la compañía, ya que para el juez el chip no solo funcionaba para reproducir juegos ilegales, sino que también cumplía con otras funciones que mejoraban la funcionalidad de la consola.

Es probable que cada vez más empresas pretendan limitar los usos sobre sus productos, así como también es probable que cada vez más personas hagan respetar su derecho a la propiedad. En todo caso, sería conveniente que las compañías reemplacen el término “venta” por el de “alquiler.”

 

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No