David Méndez
Análisis técnico

Cuando se quiere invertir en los mercados financieros, se pueden usar diferentes análisis para poder lograr los objetivos pertinentes. Hoy hablaremos de uno de ellos: el análisis técnico.

El análisis técnico trata de estudiar el mercado financiero a través de datos matemáticos, gráficos, patrones que se suceden en los precios, y así como tendencias en las cotizaciones. Este análisis conlleva un procedimiento matemático y algorítmico, que usa datos pasados y ciertos patrones para obtener así conclusiones. Por esta razón, se suele decir que este análisis está pensado para las operaciones que se tomen a corto plazo.

El análisis técnico permite configurar previamente a las operaciones que vayamos realizar unos parámetros para que nos diga a tiempo cierto si deseamos operar con ella (comprar o venderla) o no. Esto ocurre porque, como hemos dicho, las inversiones con las que solemos operar son del corto plazo y la rapidez para decidir es clave.

Pasos para el análisis técnico de inversiones

Una vez tenemos claro lo que es, te vamos a comentar qué pasos debes seguir para empezar a realizar un análisis técnico de inversiones.

Para empezar, deberemos de seleccionar desde qué plataforma haremos nuestras operaciones. En Internet existen multitud de plataformas que nos permiten realizar las operaciones con nuestros activos. Podemos usar la que mejor se ajuste a nuestro presupuesto y necesidades.

Seguidamente tendremos que seleccionar el activo con el que queremos operar. Para ello, tendremos que tener en cuenta la empresa a la que pertenece dicho activo, así como su liquidez.

Tenemos que dejar cierto margen de la cantidad a invertir por si se pierde. Para ello, nos fijaremos una cantidad máxima a perder por operación. Y, por último, también habrá que fijar un horizonte temporal que queramos que se haga efectiva nuestra operación.

Una vez realizado esto inicialmente, tendremos que realizar los siguientes pasos para empezar con el análisis técnico:

  • Establecer el espacio temporal de los gráficos de mayor a menor (mensual, semanal, diario...)


  • Usar una escala logarítmica para el gráfico que vayamos a utilizar
  • Lo más aconsejable es que usemos un gráfico con velas japonesas, que nos darán más información de nuestro producto que otro tipo de figura
  • Deberemos evitar la información que incluimos en el gráfico
  • La tendencia del gráfico contará con medias móviles de 200 y 50
  • Usar MACD y RSI
  • Deberemos de incluir y utilizar los últimos máximos y mínimos, y conocer si son crecientes o decrecientes
  • Incluir también las zonas de soporte de resistencia

¿Y ahora qué? Operar con análisis técnico

En primer lugar, en nuestra plataforma elegida deberemos de seleccionar el espacio temporal en el que vayamos a invertir. Las velas representarán un mes, un día, una hora (dependiendo de lo que hayamos seleccionado).

A continuación incluimos indicadores: medias de 200 y 50 sesiones, MACD y el RSI. Posteriormente, incluiremos los gráficos de las empresas que nos conviene y configurar su estética: más pequeños, más anchos, el color de las barras, etc.

En este panel podemos observar comparaciones que se puedan realizar entre diferentes empresas. Para ello, basta con incluir otro gráfico que se incluirá en el panel que tengamos abierto.

Posteriormente, para poder realizar el análisis técnico tendremos que fijarnos en los indicadores que hemos añadido y realizar valoraciones de los resultados que obtenemos.

En la tendencia, tendremos que ver la pendiente que toma las barras que se han establecido. En máximos y mínimos, observaremos si son crecientes o decrecientes los gráficos, viendo en qué punto se sitúa. En el MACD veremos si está o no cortado a la baja, indicándonos de este modo que las cosas van mal o bien (depende como esté). Y lo que indique su indicador RSI (si está por encima o debajo de 70).

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No