Definición de Branded content

El significado de branded content es el contenido relevante, interesante u original, de aspecto no publicitario y generado por una marca con el objetivo de crear audiencia y conectar con el público. Lo que se pretende con el contenido proporcionado es trasladar de manera implícita los valores asociados a la firma, aunque ésta quede relegada a un segundo plano. Es una estrategia cada vez más utilizada en el marketing.

Una traducción de branded content al castellano sería contenidos de marca.

¿En qué consiste el branded content de una marca?

A diferencia de la publicidad convencional, en donde se pretende destacar las ventas y beneficios de los productos de un módo creativo, el branded content realiza un proceso a la inversa. En este caso se centra en contar una historia personal que conecta con el público. Y por último se intenta introducir la marca en la campaña por medio de una vía creativa. No debemos confundir el branded content con el marketing de contenidos, aunque tienen algunas similitudes.

Cualquier vídeo, imagen, juego, aplicación o contenido puede ser branded content, siempre que la marca en cuestión no centre la campaña en el producto.


Ejemplos de branded content

Hay varios ejemplos de branded content que te ayudarán a entender un poco mejor este concepto:

  • Un corto o vídeo que cuente una historia: la marca apenas se aprecia. Es el caso de las historias veraniegas de la cerveza Estrella Damm.
  • Guía de alimentación saludable: que cuente con el patrocinio de una bebida o de una marca de chocolates. En este caso, tampoco se busca vender el producto.
  • Una guía formativa de Marketing Digital: en ella una agencia de marketing digital puede aportar contenidos informativos para el público que en ningún momento inducen a contratar los servicios de esta compañía.

Sin lugar a dudas, uno de los grandes referentes de branded content es la marca Red Bull. Además de patrocinar deportes de riesgo, se encargó del famoso salto desde la estratosfera de Felix Baumgartner. De esta manera consigue vincular la firma con el deporte de aventura y en ningún momento se valoró como una acción publicitaria, aunque le aporte valor a sus potenciales consumidores gracias al entretenimiento y las emociones.